Metagame: ¿Qué significa?

6 minutos de lectura
El metagame sigue siendo un tema controvertido

Si eres un fiel seguidor de los eSports competitivos, o ves el streaming de algún gamer profesional de manera regular, es muy probable que te hayas topado con el término metagame o metagaming. Ahora, si aún no sabes qué es metagaming, no te preocupes, sigue leyendo.

EN PC Y MÓVIL

Recientemente, hemos visto cómo el metagame ha moldeado la evolución de la industria, tanto si consideramos el desarrollo de videojuegos como la forma en la que los gamers interactúan y se involucran con los nuevos juegos.

¿Qué es metagaming?

En términos sencillos, el metagaming se centra en las estrategias y habilidades utilizadas en la etapa final del juego o en los elementos competitivos de los videojuegos. El objetivo del metagame es que los jugadores alcancen el máximo rendimiento y tengan la posibilidad de ser los mejores.

El metagame implica que los jugadores utilicen sus conocimientos del mundo real para obtener una ventaja en el juego.

Una forma de aplicarlo es aprendiendo y optimizando estrategias, e incluso tener conocimiento de las últimas actualizaciones, desperfectos y bugs que puedan darle una ventaja competitiva al jugador, a menudo injusta.

¿Cuándo surge el término «metagaming»?

El término metagaming aparece en 1956 en un reporte del Mental Health Research Institute en referencia a los juegos de suma cero. 15 años más tarde, Nigel Howard, desarrollador del análisis metagame, publicó un libro titulado Paradojas de la racionalidad: juegos, metajuegos y comportamiento político.

Howard empleó el término metagame en el contexto de la Guerra Fría mientras ocurría, como una alternativa al dilema del prisionero, un enfoque utilizado durante años para comprender la esencia de la teoría de juegos.

A principios del nuevo milenio, el diseñador de juegos Richard Garfield llevó el metajuego a un nuevo universo al definir su propósito para la siguiente generación como «la forma en la que un juego interactúa más allá de sí mismo» en la Conferencia de Desarrolladores de Videojuegos del año 2000.

El significado actual de metajuego

En el mundo de los videojuegos, el concepto metagaming describe los más recientes métodos estratégicos y tendencias que aplican los individuos que juegan un determinado juego. 

En especial, es común que el metagame se dé en los juegos de cartas o coleccionables, así como en juegos multijugador por equipos, en los que cada campo de batalla y arena tiene su propio metagame.

Es normal que estos metajuegos se vean influenciados por los desarrolladores de juegos. Esto se debe a que, con el tiempo, ciertas cartas, arenas o campos de batalla suelen recibir mejoras por parte de los editores.

Entre estas se cuentan las expansiones de juego, como nuevos atributos de las cartas o personajes del juego, e incluso artículos y armamento para los juegos MMO más recientes.

Metagame en los RPG

En el contexto de los juegos RPG modernos, es muy común que se aplique el metagame para designar el uso que un jugador hace de las características aceptadas de un juego.

Un ejemplo de metagame, en este ámbito, sería que un jugador use un personaje del juego para llevar a cabo acciones que él conoce, pero el personaje no.

Por otro lado, si un jugador descubre la estrategia a largo plazo del director del juego, y de acuerdo a eso ajusta sus acciones en el juego para que su personaje progrese, estaríamos ante una forma de metagame.

También puedes encontrar metagame en los juegos de pelea. Un ejemplo perfecto es la pantalla de selección de personajes en la que el jugador decide con qué luchador jugar y a cuál enfrentarse.

Si fuese tu caso, te podrías tomar el tiempo de evaluar las fortalezas y debilidades de cada potencial oponente antes de elegir a un luchador. De esta manera te aseguras de elegir uno que fácilmente pueda neutralizar las fortalezas del contrincante y maximizar sus debilidades.

Para contrarrestar esto, algunos títulos de pelea en eSports competitivos han adoptado selecciones a ciegas para que la selección de luchadores sea más aleatoria; es así como reducen el metagame en la mecánica de juego y ponen énfasis en las habilidades del jugador.

¿Es el metagame siempre legítimo o diseñado por los desarrolladores?

En última instancia, depende del contexto en que se aplique el metagame. En los videojuegos altamente competitivos, como los eSports, el metagame representa la posibilidad de alcanzar el máximo rendimiento. Es así como los profesionales usan las más recientes estrategias y los últimos equipos para competir.

Sin embargo, existe una delgada línea y algunas interpretaciones del metagame dan lugar a reacciones negativas por parte de los gamers. Una de las formas más claras de manipulación de esta estrategia es el stream sniping; una práctica que implica usar la transmisión en vivo de otro gamer para obtener conocimientos y usarlos en su contra en el juego. 

Digamos que quisieras aplicarlo, en ese caso podrías ver la transmisión en vivo de tu oponente en Twitch para adquirir una ventaja sobre sus posiciones y acciones en el juego. 

Ahora bien, toma en cuenta que el stream sniping en ambientes competitivos de los videojuegos puede llevar a la expulsión de este tipo de gamer taimado y calculador de algunos juegos. Nadie que sepa cómo transmitir en Twitch estaría muy contento con esta forma de metagame.

En el extremo contrario del espectro, hay casos en los que los bugs involuntariamente salen a relucir en el juego.

Todos sabemos que los bugs son el pan de cada día en el desarrollo de videojuegos. Pero, hay casos en los que los gamers descubren los bugs antes que los desarrolladores y de esta manera sacan partido de ciertos errores.

Cabe destacar que, en la mayoría de los casos, los bugs y errores son descubiertos por casualidad. No es que los gamers suelen salir en la búsqueda de formas de manipular el código de un juego para forzar sus límites. Claro está, hay jugadores que se entrenan para pensar como los desarrolladores de juegos y buscan puntos vulnerables en el software para añadirlos a su metagame.

Por otro lado, en algún lugar en el medio del espectro del metagaming hay un sinfín de oportunidades de abusar de las mecánicas del juego para adquirir una ventaja en él.

Un ejemplo de esto son los juegos de carreras, en los que puedes usar propulsores de velocidad. A menudo, los jugadores hacen «snaking»; estos minipropulsores turbo se pueden ejecutar casi de forma ininterrumpida en los circuitos, simplemente derrapando hacia atrás y hacia adelante.

En el caso de los juegos de aventuras, durante mucho tiempo los jugadores han usado un exploit conocido como «kiting», en el que dirigen a sus enemigos de IA a las posiciones en las que tienen más ventaja para atacarlos.

¿Funciona el metagaming legítimo?

A pesar de todo, el mercado de videojuegos es cada vez más concurrido. Hay más juegos para elegir que nunca, y con esto se hace aparente la necesidad que tienen los desarrolladores de aplicar metagaming efectivo y justo que haga que sus títulos resalten entre la multitud.

Existe la idea de que un metagaming legítimo le agrega un valor mayor a los títulos pagos, e incluso a los juegos gratis.

Con los nuevos niveles de jugabilidad y dedicación, es de esperarse que los gamers se involucren cada vez más en sus títulos favoritos.

Listo, ya sabes qué es metagaming. ¿Estás preparado para aplicarlo de manera justa y elevar tu experiencia de juego al máximo?

Raid: Shadow Legends
Colecciona 400+ Campeones y lucha por la gloria